Las monedas en venta de José Barril en 1892 (2 de 2)

Las monedas en venta de José Barril en 1892 (2 de 2)

En la anterior entrada comentamos un estupendo listado de las monedas que tenía en venta Don José Barril en 1892. En esa entrada nos centrábamos en los aspectos del coleccionismo numismático en España a finales del siglo XIX. Anteriormente ya hablamos de la historia de la colección, que no es otra que la historia de la familia Barril. Ahora me quisiera centrar en los aspectos puramente económicos.

Muchas veces me he quejado de la falta de datos disponibles y abiertos sobre precios históricos de las monedas. El mantra que se repite de que siempre es mejor comprar moneda buena no se contrasta con datos históricos, lo que hace que no pase de ser una creencia generalizada. Con este catálogo de Don José Barril tenemos algunos datos en los que podemos ver la diferencia de precios de las monedas en el larguísimo plazo: los 122 años que nos distan de la impresión del catálogo que ahora todos nos podemos descargar.

La pregunta que quisiera contestar es: ¿hubiera sido buena inversión económica adquirir las monedas de Don José Barril?

Para poder contestar a esta pregunta es necesario comparar el rendimiento económico que hubieran tenido esas monedas con el rendimiento de otro tipo de inversiones. Concretamente lo compararé con cuatro comparativas diferentes: una inversión en oro, una inversión en plata, una inversión en acciones y el IPC. Podría compararse también con el salario medio, pero como apuntó sierramadre, esa comparación puede llevar a confusión (pero podéis hacerla vosotros si queréis). Veamos cómo he calculado los rendimientos de las comparativas:

– En 1892 100 pesetas eran una onza de oro. A día de hoy la onza está a unos 1040 euros. Eso da un 6,247% de incremento anual.
– En 1892 22,5 gramos de plata eran 5 pesetas. A día de hoy la plata está a 0,441 euros el gramo. Eso da un 4,826% de incremento anual.
– Existe un parámetro de inflación oficial en España desde enero de 1961. Desde entonces la variación del IPC es de un 3.609,6%, o lo que es lo mismo, un 6,867% de incremento anual. Como no existen otros datos oficiales consideraré que ese incremento anual se produce desde 1892.
Según Credit Suisse los retornos reales (es decir, descontado el IPC) en renta variable española desde 1900 hasta 2014 son de un 5.700%, o lo que es lo mismo, un 3,578% por encima del IPC. Como no tengo mejores datos consideraré que ese incremento anual se produce desde 1892.

A esta forma de calcular las comparativas se le pueden poner infinidad de pegas. La principal de ellas creo que es generalización del IPC desde 1892 hasta 1961. También se puede discutir que el histórico de la renta variable española es muy diferente a la de otros países: Francia o Alemania tienen retornos significativamente menores mientras que EEUU o Australia multiplican por 20 los retornos de las acciones españolas. Como estamos hablando de monedas españolas (que serán compradas por españoles) creo que lo mejor es compararlas con las acciones de las empresas de este país.

En cuanto a las monedas de Don José Barril, lo que he hecho ha sido seleccionar unas cuantas monedas variadas del catálogo y hacer una estimación a ojo de buen cubero sobre un precio razonable que hoy pudieran tener. Se puede discutir que no es lo mismo el precio al que lo pagaría un coleccionista del que lo pagaría un profesional. No obstante, estoy comparando los precios a los que compraría un coleccionista en 1892 con los precios que razonablemente pagaría un coleccionista actual, por lo que la comparativa es justa. También puede haber quien no esté de acuerdo con el precio que yo indico, pero en el fondo no es tan importante si la moneda cuesta 100 euros o 120 euros: lo importante es ver si el valor es razonablemente semejante al resto de inversiones. Tened en cuenta que un 1% de interés anual supone incrementar un 336% el precio cuando pasan 122 años. Así pues, no es tan grave si el valor de las monedas ahora es un 20% más o menos de lo que yo indico.

Con todo, la tabla comparativa es la siguiente. Indico la moneda, o el tipo de moneda, el precio de venta por Don José Barril en 1892 (en pesetas), el precio estimado actual (en euros esta y las siguientes), el capital actual si se hubiera invertido el dinero en bolsa, el capital actual si se hubiera referenciado el dinero al IPC, el capital actual si se hubiera invertido el dinero en oro y el capital actual si se hubiera invertido el dinero en plata. He redondeado todos los números a su entero inmediatamente inferior. Las celdas en rojo son aquellas en las que la moneda lo ha hecho claramente peor que dicha inversión; las celdas en verde son las que la moneda lo ha hecho claramente mejor que esa inversión; las celdas en amarillo son las que la moneda lo ha hecho más o menos parecido.

Se pueden sacar varias conclusiones de esta tabla:

La plata ha sido una malísima inversión en los últimos 122 años. Ni de lejos ha conseguido igualar al IPC y es mejor conservar cualquier moneda histórica de las estudiadas que un lingote en plata.

El oro tampoco ha sido una gran inversión en estos últimos 122 años. Quien haya guardado oro ha perdido prácticamente la mitad de su valor. Si lo comparamos con la adquisición de monedas, solo las monedas de baja calidad han tenido un rendimiento más o menos semejante al oro. El resto ha tenido un mayor rendimiento económico que el oro.

Entre 2002 y 2012 el oro y la plata subieron de precio de manera muy significativa, lo que ha hecho que algunos se crean que es una buenísima inversión. No obstante, su comportamiento global en los últimos 120 años no parece ser nada bueno.

El rendimiento de las monedas ha sido razonablemente semejante a la inflación. Unas lo han hecho mejor y otras lo han hecho peor, pero todas están en el orden de la inflación histórica. No hay datos suficientes como para ser concluyentes en este tema pero se puede ver que las mejores monedas tienden a tener un mejor rendimiento que las monedas más corrientes. No es de extrañar que la moneda con mejor rendimiento económico sea la onza de Luis I. Ya nos decía Caballero que hay que tener monedas extraordinarias en la colección si queremos tener más rendimiento que el IPC.

El rendimiento de la bolsa es imposible de alcanzar con las monedas, ni aún con las mejores piezas. La razón supongo que sea la que comentaba aquí: una moneda no produce nada mientras que una empresa sí que produce. Por ello, quien guarde una moneda al cabo de 122 años tendrá una moneda, mientras que quien tenga un cacho de una empresa al cabo de 122 años tendrá ese cacho de la empresa más la parte proporcional de lo que esa empresa haya producido en 122 años.

– Los catálogos numismáticos era extremadamente caros antes en comparación con la actualidad. Adquirir un catálogo de monedas podría ser una inversión semejante a adquirir hoy en día un coche.

Para mí la conclusión global es que las monedas pueden utilizarse en el muy largo plazo como un buen vehículo para guardar valor. No darán tan buen rendimiento como otras inversiones pero en principio darán mejor rendimiento que una inversión en metales preciosos. Las buenas monedas tienden a tener un mayor rendimiento que las monedas corrientes, además de ser más líquidas. Volveremos sobre esto en el futuro.

Estas conclusiones hay que tomárselas con cuidado porque he hecho varias estimaciones un tanto apresuradas por falta de datos, como he comentado antes, y porque solo he estudiado 9 monedas más un lote de libros. Los lectores tenéis los datos disponibles, así que si alguien quiere hacer otra comparativa puede hacerla. Y en tal caso le agradecería que la pusiera en los comentarios de esta entrada.

25 Comentarios

  1. MiguelNo Gravatar 2 años hace

    Excelente entrada Adolfo.
    Referente a la revalorización bursátil comparada con las monedas, sólo un detalle: los índices bursátiles que normalmente se toman como referencia no son inmutables y varían en su composición cada cierto tiempo. Las empresas que lo hacen mal, se caen del índice y las que lo hacen bien se adhieren al mismo.
    Un inversor bursátil, para “batir” al índice a largo plazo, debe ser casi un genio pues debe adaptar contínuamente su cartera de acciones acertando en sus elecciones.
    Comparable sería si la colección de monedas también se hubiera ido adaptando en ese tiempo según la demanda del mercado, o más realista aún, si la cartera de acciones no se hubiera movido desde el 1892 de referencia, en cuyo caso, el valor muy probablemente sería cercano a “cero”.
    La conclusión sería que la adquisición de una buena moneda es uno de los valores refugio a largo plszo más seguros especialmente si uno no desea inverir tiempo en la gestión de la inversión.

  2. sierramadreNo Gravatar 2 años hace

    Excelente entrada y gran trabajo, pero respecto al oro y la plata partes de un error de base que consiste en que 30 gramos de oro no valian 100 pesetas ni 22 gramos de plata valian 5. seria como afirmar que en los 90 16gramos de plata valian 2000 pesetas porque esa cantidad de plata era la que llevaban los karlillos…o que en el 66 15grs de plata valian las 100pts que costaban los pakillos..lo calcule hace tiempo y no recuerdo bien pero creo que andaban sobre las 30pts de plata si acaso.

    En un estudio que hize hace un tiempo con precios de los años 60 hasta ahora la moneda que mas se habia revalorizado eran los 20ff suizos vrenelli o cualquiera comprada al peso en aquella epoca.

    Imagino que lo espectacularmente raro y bien conservado como la onza del pobre Luis se salva, pero segun mi estudio el oro al peso en 50 años habia batido en general a la numismatica.

    Respecto a la bolsa y he sido profesional de ella durante unos años puedo decir que esos datos siempre tienen truco ya que como han comentado esas revalorizaciones son de las empresas que mejor han funcionado en cada momento y que no se han caido del selectivo, seria como haber tenido medievales y haberlas vendido antes de que pasaran de moda y haber reinvertido todo en moneda rusa cuando estaba barata y haberla vendido antes de que cayera el rublo…..

    Como bien dices es muy dificil hacer un estudio al respecto pero se agradece leer tu punto de vista.

    Un saludo.

  3. JL SantosNo Gravatar 2 años hace

    Como siempre gracias por la entrada de este estupendo blog. Esta vez quisiera dar mi opinión que difiere absolutamente de la tuya.

    Bolsa: en primer lugar como ha dicho sierra madre los índices cambian su composición y es difícil replicarlos. Además hay comisiones de compra, venta y mantenimiento. A la hora de vender hay impuestos a las plusvalías, etc. Y sobre todo: la bolsa está en una fase de burbuja insostenible gracias a la política de expansión cuantitativa del Banco Central Europeo.

    IPC: El problema es que en ese periodo tan largo ha habido una guerra de por medio que ha hecho que el dinero republicano pierda su valor, y también durante años el IPC es sospechosamente más bajo de lo que debería (se sobrevaloran en la cesta de la compra productos que bajan de precio y se retiran productos que están subiendo). De todos modos tener el dinero sin invertir o en depósitos no suele cubrir el IPC después de impuestos ni mucho menos. Y quien acuda al banco antes o después podrá acabar con preferentes o un producto similar. Además, nadie garantiza que el dinero en el banco no tenga quitas como en Chipre o sea retenido como en Grecia. Ambos son países de la zona euro.

    Precio de los metales preciosos: hasta ahora el oro y la plata no se han revalorizado mucho aunque en los últimos años han comenzado a aumentar. El oro porque los adinerados buscan un refugio y la plata porque por su uso industrial está comenzando a ser escasa.

    Desde mi punto de vista usar el IPC es muy engañoso y la bolsa es como usar el precio de la vivienda en 2007 y concluir que comprar monedas u onzas es mala idea porque los pisos suben más.

    El oro lleva siendo apreciado miles de años y la plata es un conductor excelente con múltiples utilidades. Y lo principal es que su cantidad es fija en la Tierra y el descubrimiento de la transmutación parece lejano y sobre todo caro. Por eso al igual que pasó con el platino con el que se hacían falsificaciones de monedas de Isabel II, los metales preciosos con los que están hechos las monedas que coleccionamos subirán de precio en relación a los euros en el largo plazo casi con total seguridad. La política de expansión cuantitativa de los bancos centrales tiene pinta de acabar muy mal y es algo que nunca antes se ha hecho, y supone la última bala para no entrar en un estancamiento como el japonés (soy profesor de política económica) por lo que algo como la numismática con un valor dado como el contenido de metales preciosos y además su demanda como colección es un buen refugio ante una situación como la actual (prefiero usar refugio que inversión).
    Me parece muy bien explicada la idea de liquidez y su extremadamente alta importancia que a veces se olvida. Por último me gustaría decir que estoy escribiendo un pequeño artículo sobre la prima de las monedas en función de su rareza y estado de conservación cuando cambia el precio del oro. A ver si es cierto o no eso de que siempre es buena idea comprar mejores conservaciones.

  4. CésarNo Gravatar 2 años hace

    Estoy de acuerdo con los compañeros Miguel y sierramadre. Añadiría otra cosa, bastante simple y tonta, nadie guarda una moneda, unas acciones o ningún otro bien durante 122 años, hasta ahora es un imposible (hablo de personas físicas, no jurídicas). Por lo tanto, la rentabilidad del atesoramiento (inversión) está en los herederos que reciben un bien gratis, o con el coste marcado por el impuesto correspondiente de transmisión.

  5. Roberto SansNo Gravatar 2 años hace

    Excelente corolario a la bonita historia de esta colección. Me parece un análisis muy acertado pero como dices basado en unas pocas piezas. Si hubiese existido un ibex 35 o algún otro indicador en 1892 habría sido mas fácil. En todo caso creo que incluso las mejores monedas posibles no son muy buenas inversiones a largo plazo, y las corrientes y molientes aun menos. Eso si tienen la ventaja de no generar gastos como ibis o comunidades ni se suelen estropear con el tiempo si están bien cuidadas. Como inversión a largo plazo creo que la renta variable es imbatible , sobre todo en forma de index funds u otras formas de inversión pasiva en el mercado. Las monedas, si se tiene la cabeza fría y la paciencia necesaria para formar una colección de monedas sobresalientes, pueden ser una bonita afición a la vez que una forma de diversificar las inversiones. Pero dudo que mucha gente alcance ese termino medio entre el perito que analiza el presupuesto disponible y el acumulador irreflexivo que quiere completar un objetivo mediante compras mas bien compulsivas. Quien lo pueda hacer tiene mi respeto.

  6. AlejandroNo Gravatar 2 años hace

    Enhorabuena por el acercamiento a un tema muy interesante.
    En cuanto a la bolsa, con los ETFs indexados la comparación será más sencilla, pero tienen pocos años de vida. Qué os parece?
    Probablemente sea más útil comparar con algo similar, como pueden ser las obras de arte.
    Un saludo!

  7. Autor
    AdolfoNo Gravatar 2 años hace

    Han salido comentarios muy buenos que seguramente juzguen los datos con mejor criterio que el mío porque yo de inversiones no sé gran cosa.

    Comento algunas de las pegas que habéis indicado, si bien seguramente esté equivocado:

    – Si el oro y la plata en 1892 valían más de lo que indico en la entrada, entonces tendríamos que el rendimiento es menor con respecto a la actualidad, así que más a favor de que la numismática lo ha hecho históricamente mejor en estos últimos 122 años.

    – Por el tema de la bolsa, bien es cierto que es difícil batir a los índices y que probablemente hace 100 años no hubiera vehículos de inversión que permitiera relacionar el dinero de alguien a un índice bursátil. Pero hoy sí que existen esos fondos indexados y están al alcance de cualquiera.
    De todas formas, creo que los datos son muy obvios porque aunque considerásemos que es difícil hacerlo tan bien en la bolsa, los rendimientos obtenidos en la renta variable son un 350% mejor que con las monedas en el peor de los casos. Y eso hablando de España que es un país que lo ha hecho “regularcillo” en el siglo XX.

    – El tema de las herencias afecta a todos los bienes por igual, creo yo (no tengo ni idea de si en algún momento ha habido impuestos de sucesión diferentes para diferentes bienes). El que herede 200.000 euros en oro, los herede en monedas o los herede en acciones deberá pasar por la caja de Hacienda. O no. Pero eso depende de la ley de cada momento.

    – Desconozco si la bolsa está ahora cara o barata, ni qué hacen los bancos centrales. Pero lo que tengo claro es que como el chiringuito que tienen montado colapse, se lleva el mundo entero por delante. Así que no me fío del chiringuito ni porque sea bueno ni porque tenga razón, sino simplemente porque no me queda otra.

    – Sería interesante hacer la comparativa con otros mercados de objetos físicos (obras de arte, objetos arqueológicos, diamantes, relojes…) pero mucho me temo que seguiríamos teniendo el problema de falta de datos. Además de que esos mercados son todavía más opacos que la numismática.

    Lo más importante es que parece que todos estamos de acuerdo en la conclusión global: que las monedas son una buena forma de refugio de valor.

    Saludos,
    Adolfo

    • sierramadreNo Gravatar 2 años hace

      Me referia a lo contrario, a que el oro y plata valian menos que sus nominales monetarios, por lo tanto sus recalorizaciones han sido mucho mayores.

      Un saludo.

  8. LanzaroteNo Gravatar 2 años hace

    Muy interesante entrada.
    Ha faltado sólo comparar con la inversión tradicional del españolito medio, la compra de segunda vivienda para alquilársela a estudiantes universitarios, jejeje.

    Ahí yo creo que le gana de calle a las monedas. No sólo porque la vivienda se ha revalorizado mucho en el último siglo, sino porque rendía a través del alquiler.

    A corto plazo, si pensamos en los últimos 5 años, para algunos habrá sido una ruina, y nula liquidez.

    • Autor
      AdolfoNo Gravatar 2 años hace

      Lo de comprar una vivienda para alquilarla ha salido bien a muy pocos. En general la renta de alquiler no da un interés goloso; hay que descontar el gastos de seguros, destrozos y demás; y siempre se tiene el temor de que aparezca un cambio legislativo que mande nuestra inversión al traste. Si no que se lo cuenten a quienes tienen un piso de renta antigua arrendado.

      Saludos,
      Adolfo

  9. Pedro INo Gravatar 2 años hace

    Hola a todos: la numismática no cuenta con un mercado regulado como el de la Bolsa o el de Metales Preciosos. Esto es un gran problema para el inversor.
    (Algo similar puede decirse de las inversiones inmobiliarias o filatélicas o de las obras de arte, que tampoco, cuentan con las ventajas de un mercado regulado).

  10. LanzaroteNo Gravatar 2 años hace

    Hay un elemento a tener muy en cuenta, y son los gastos por la custodia de las monedas / seguros por robo…

    Y por supuesto la diferencia entre precio compra/venta del 38% aprox. en las monedas. Creo que se ha puesto de referencia el precio de compra en el inicio y en el fin de inversión, y debería haberse tomado como referencia el precio de compra en el inicio, y precio de venta en el fin, que es un 38% inferior…

  11. robertoNo Gravatar 2 años hace

    precisamente en los mercados no regulados es donde mas se rentabilizan las inversiones si se tiene un minimo de control de ese mercado………..no digo na y lo digo toooo

  12. Arnau Mir de TostNo Gravatar 2 años hace

    Para mi una de las grandes ventajas que tiene invertir en monedas y conservarlas a lo largo de 122 años es que una vez pagados los impuestos de la compra de las mismas (si los hubiere) puedes ponerlas en un cajon y no pagas ningun tipo de impuesto. Acciones?? Como ya se ha dicho comisiones de compra,venta,impuestos sobre plusvaluas,impuestos de transmision patrimoniales…Y lo mas importante,acertar a la hora de invertir. Bienes inmuebles??? Ciertamente se les puede sacar rendimiento como dice Lanzarote pero, quantos impuestos pagariamos a lo largo de 122 años? Quantas veces el mismo inmueble pasaria de padres a hijos? Quantas reformas a lo largo de 122 años? Se revalorizaria el inmueble? Sobre el IPC o inversion oro/plata no tengo suficientes conocimientos. Las monedas no comen,si las guardas bien no pierden valor por si mismas,Papa Estado no aplica sobre ellas ningun tipo de impuesto,es mas, puede que ni sepa que las posees,son un buen refugio en caso de guerras o grandes calamidades solo por su contenido en metales preciosos,faciles de transportar y esconder. Lo unico que necesitamos es tener buenos conocimientos para saber invertir bien en ellas y guardarlas y conservarlas a buen recaudo.

  13. JaumeNo Gravatar 2 años hace

    La numismática como inversión es un desastre. Solo hace falta fijarse en lo que se podía comprar con un duro de plata en 1870 y lo que se puede comprar ahora ( a unos 12 Euros la pieza), un céntimo de 1870 se ha revalorizado, aunque tampoco para hacerse rico. Moraleja, si esperas vivir 150 años mejor hacer una colección de céntimos de Euro que de 2 Euros y con lo que te ahorras de mientras date alguna alegría para el cuerpo!

  14. Autor
    AdolfoNo Gravatar 2 años hace

    La numismática sí que cuenta con un mercado regulado. Hay unas leyes que definen qué se puede hacer y qué no e indican muy claramente los impuestos que hay que pagar sobre las plusvalías y demás. Es un mercado regulado, si bien no existe una “Ley del Coleccionismo”, como se indica más arriba.

    Otra cosa es que no haya una cotización pública del precio de los bienes, ni una bolsa de compra-venta continua, pues tal cosa no tiene sentido en un mercado de bienes físicos con la oferta limitada. Lo mismo ocurre con el arte, las joyas, los bienes arqueológicos, los relojes, los diamantes, los bienes inmuebles… Esto hace que sea más difícil la compra y la venta. O dicho de otro modo: que el intermediario se lleve un margen mayor. Justamente eso es a lo que se refiere @Lanzarote, pero como digo en la entrada, lo que pretendo es comparar precios de antes y de ahora. El precio de venta dependerá mucho de la habilidad del vendedor, pero quien tenga una colección potente debe ser muy cazo para dejar un margen del 38% al intermediario.

    Otra cuestión es que las posesiones numismáticas, a pesar de estar reguladas y de que tengan de manera legal, es muy complicado que el Estado o quien sea las controle. El Estado siempre echa mano de lo que es fácil de controlar. ¿Que tienes una casa? Pues pagas IBI. ¿Que en Grecia hace falta más dinero? Pues 1.000 euros de impuesto extraordiario a cada propietario de una casa. ¿Que tienes un sueldo? Pues pagas impuestos antes de cobrarlo ¿Que tienes ahorros en el banco? Pues pagas impuestos antes de cobrar los intereses ¿Que hace falta más liquidez al Estado? Pues se imprimen más billetes ¿Que no se pueden imprimir más billetes porque el BCE no nos deja? Pues hacemos una quita de los depósitos bancarios… a veces me parece que a la clase media/trabajadora (como cada cual quiera decirlo) nos toman el pelo.

    Está claro que a la hora de freir a impuestos el Estado va a tirar de donde sea fácil tirar. Sería ridículo que dijesen que por cada onza de oro que tuviera un español debe pagar 2 euros de impuestos a mayores. Más que nada porque el Estado no sabe quién tiene esas onzas de oro.

    Esto también da pie a un montón de cosas bastante más feas, como alzamientos de bienes y cosas así. Pero ninguno de los lectores del blog está interesado en hacer cosas tan malas.

    @Arnau, con la ley actual la compra de una vivienda o la de una finca sí que está sujeta a impuestos. Pero quien compre acciones no debe pagar impuestos sobre la plusvalía hasta el día que las venda, exactamente igual que quien compre monedas.
    Otra cosa es que, como ya he dicho antes, con las acciones se está más expuesto a que vengan mal dadas y el Estado las nacionalice. Pero hablaríamos ya de casos muy extraordinarios.

    @Jaume, tu ejemplo no es muy significativo. Efectivamente el que guardó un duro corriente en 1870 ha perdido mucho valor con su “inversión”, pero eso no se debe al valor de la numismática, ya que un duro de 12 euros no tiene apenas valor numismático, sino se debe a la pérdida de valor de las inversiones en plata durante el siglo XX.
    Por las mismas yo puedo decir que quien guardase un duro de 1870 en SC en el año 1875, que bien podía valer entonces para que una familia viviese una semana, ha ganado mucho valor: hoy costará unos 2.500 euros, que bien vale para que una familia viva muy cómodamente (sobre todo comparado con los estándares de comodidad de 1870) durante un mes.

    En cualquier caso, sigo pensando que la numismática no es una buena inversión. Pero creo que es una buena reserva de valor.

    Saludos,
    Adolfo

    • IgnacioNo Gravatar 2 años hace

      Hola Adolfo, no es que esté muy de acuerdo con lo que has argumentado pero si coincido en algunas cosas.
      La inversión de monedas la reservaría básicamente a los que conocen su negocio, los comerciantes.
      Y si, como reserva de valor o plan de pensiones es una excelente idea si se tiene un poco de idea y se apunta meridianamente bien…

      En cualquier caso quisiera apuntar alguna cosa. Hace un siglo, el facial de la moneda era un poquito superior al valor en oro que contenia, lo cual era lógico que papa estado quisiera arañar algo de dinero por acuñar ;-)
      Hoy en dia las monedas recien acuñadas no circulan, pero el facial que les asignan es ridículamente bajo…

      Y lo de tener un poquito de historia en tus manos que no depende de nadie (acciones, gobiernos)… no tiene precio ;)

  15. MelkarNo Gravatar 2 años hace

    Por cada gramo de Oro físico, se han vendido más de 100 gramos de Oro papel. y esto viene sucediendo desde el 15 de agosto de 1971. El día que esto se corrija se verá el verdadero potencial y valor del Oro.

  16. MelkarNo Gravatar 2 años hace

    Estas si parecen que se han revalorizado en el tiempo. http://actualidad.rt.com/sociedad/181355-familia-hallar-tesoro-barco-hundido

  17. Miguel ÁngelNo Gravatar 2 años hace

    Estoy totalmente de acuerdo con Adolfo en que la numismática es mejor reserva de valor que inversión.

    En cuanto a los impuestos, la normativa fiscal aplicable a la numismática y al coleccionismo en general plantea multitud de dudas y problemas prácticos que podrían evitarse con un mejor conocimiento de la realidad del mercado y de las prácticas del sector por parte de las autoridades competentes para su elaboración y aplicación; por eso yo pedía en la última respuesta a la anterior entrada un cambio de mentalidad por parte de las administraciones públicas que se tradujese en un marco legislativo nuevo, unitario y moderno, fruto de mayor diálogo y confianza.

    Os dejo un enlace muy interesante a propósito del tema fiscal: http://www.panoramanumismatico.com/articulos_opinion/patrimonio_numismatico_legislacion_y_realidad_id01949.html. Es el primer artículo de una serie de cuatro que firma Javier Aparicio, asesor jurídico de la AENP, sobre el marco jurídico del patrimonio numismático. Se publicó a finales del año pasado en Panorama Numismático, así que supongo que muchos lo habréis leído ya, pero creo que merece la pena recordarlo.

    Un saludo.

  18. TonioxNo Gravatar 2 años hace

    Me he puesto a analizarlo tambien, y no me queda muy claro esos rendimientos, tanto en bolsa, como los otros conceptos. A mi calculando me salen revalorizaciones mayores en las monedas. ¿Podrias enviarme el excel a mi correo, para poder echarle un vistazo?

  19. TonioxNo Gravatar 2 años hace

    Si en el año 1892, poseo 4 pesetas….y decido comprar un semis carteia MBC—hoy tendria 50 euros. En cambio si lo invierto en bolsa…donde lo sultimos 114 años (periodo del 1900 al 2014), la inversion de 1 pta se convertia en 57 pesetas (rendimiento de 5700 %). Aplicandolo desde 1892 al 2015, usando el mismo rendimiento…serian unas 75 pesetas obtenidas, por 1 peseta. Como lo que poseo inicialmente son 4 pesetas, obtendria a dia de hoy (4 pesetas x 75 = 300 pesetas, lo que es lo mismo 1,80 euros.

    Es decir en bolsa invirtiendo 4 pesetas, obetendria ahora 1,8 euros. En cambio de haber comprado la moneda…obtendria ahora 50 euros. Siendo la mejor inversion la moneda.

    Es por ello la duda, en los resultados de la tabla. Al igual estoy yo equivocado, pero creo que no has tenido en cuenta algo sobre la conversion de euros y pesetas en los rendimientos…o se ha movido algun decimal en algun lado. Lo mismo con el oro, plata y demas monedas. No es ninguna opinion, pero me dan otros numeros muy diferentes, por eso mi duda. Saludos, y super buena reflexion desde el punto de vista de inversion.

    • Autor
      AdolfoNo Gravatar 2 años hace

      Siento no haberte contestado antes, pero he estado fuera.

      El caso es que hay una revalorización de un 5700% del valor de la inversión. Es decir, es un 5700% más IPC.

      Saludos,
      Adolfo

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>