El Museo Nacional de Arte de Cataluña

El Museo Nacional de Arte de Cataluña

Hoy dedico la segunda entrada a los museos en los que hay colecciones numismáticas. En este caso voy a comentar el Museo National d’Art de Catalunya (MNAC), que se encuentra en Barcelona en lo alto de Montjuic. De Barcelona no diré más porque seguro que el 90% de los lectores conocen la ciudad condal mejor que yo.

Visité hace pocos días el museo, aprovechando que me encontraba en un congreso que se celebraba cerca del MNAC (de hecho, fue el único turismo que pude hacer). Lo primero que hice fue dirigirme a la sala de numismática, donde además de la colección permanente había una exposición temporal sobre la moneda falsa a lo largo de la historia como ya se indicó en el blog hace tiempo, y como Adrián Gonzalvez recordó hace poco en un comentario. Como pasa siempre, la sala estaba vacía y sólo de vez en cuando entraba algún curioso que echaba un vistazo rápido y se marchaba con las mismas.

Lo más bonito de la colección es que casi todas las monedas expuestas provenían de tesoros encontrados en Cataluña, lo cual le da una característica especial a la colección. Lo malo es que era más bien pequeña y las monedas importantes brillaban por su ausencia. Además, con muchas monedas se habían pasado limpiándolas, y aunque eso pueda atraer al ojo no experto, considero una vergüenza que un museo no tenga ni un mínimo de cuidado con sus propias obras.

Croats de Jaime I y de Enrique IV

De entrada se exponían unas cuantas monedas griegas, unas pocas íberas y unas pocas romanas, para pasar enseguida a las monedas visigodas, en las que había una buena cantidad de Tremis. Posteriormente se pasaban a las monedas catalanas, que eran el núcleo de la colección. Me gustó mucho el croat de Enrique IV que se muestra en la foto de arriba y el magnífico tesoro de XXX, encontrado en 1989, que también se enseña más abajo. También era interesante la serie de José I, en la que se incluía una moneda de 320 reales de 1810. Finalmente, había una pequeña colección de pellofas y unas cuantas series del siglo XIX y del siglo XX.

Aquí dejo algunas fotos que hice yo mismo en el museo. Si queréis ver las fotos de todas las piezas que forman la colección permanente sólo tenéis que visitar este enlace.


Pellofas


Duros catalanes de la Guerra de la Independencia

Tesoro

Otro tesoro

En cuanto a la exposición temporal sobre la moneda falsa, me gustó mucho su aspecto pedagógico, pero desde el punto de vista numismático no era gran cosa. Se mostraban algunas monedas falsas de la antigüedad y luego algunas medievales y modernas. Lo mejor es que en muchos casos se mostraban la moneda falsificada junto con la moneda que pretendía imitar, de manera que las falsificaciones se hacían evidentes. Se mostraban también varios métodos de falsificación y manipulación de las monedas: desde acuñar moneda falsa con aleaciones de menor ley, o directamente con metales no nobles, hasta la manipulación de la moneda recortándola o limando los bordes para extraer parte del material. También se mostraba la importancia que tuvo la acuñación del canto de las monedas con un cordoncillo, para así evitar la extracción de material (queda pendiente comentar en el blog la importancia de mirar el canto para detectar monedas falsas). Por último, no faltaban los duros sevillanos y curioso conjunto de monedas falsas y desmonetizadas del siglo XIX. Una reflexión en aquél lugar fue que cualquier persona a la que le guste el tema de la moneda falsa se podría hacer con tiempo y paciencia con una colección semejante a la que estaba expuesta. Coleccionar monedas no es cosa de ricos.

De nuevo dejo algunas fotos hechas por mí en la exposición.


8 reales falsos


Reales de Enrique IV, el de la derecha es falso y está hecho de una aleación con menos plata


Dos doblas, la de la derecha recortada


Cordones en los cantos


Duros sevillanos desmonetizados

Luego me dirigí a visitar el resto del museo, que aunque no es que tenga grandes obras maestras (aunque sí tiene grandes firmas), contiene una interesante colección de pintura catalana. Nunca está de más descubrir a pintores como Isidre Nonell, Modest Urgell, Francesc Masriera.  y ver algún cuadro de Mir, Sorolla, Picasso, Velázquez, Rubens, El Greco… desde luego que es recomendable echar un vistazo. También hay una muy buena colección de arte religioso de entre los siglos XII y XV, aunque me llamó menos la atención porque me gusta más ver esas obras en su contexto, en una iglesia, y no en un museo con paredes blancas. En cualquier caso, es indiscutible que tienen auténticas maravillas románicas y góticas. Las fotos de abajo también las hice yo, si queréis más y mejores fotos de todas las obras sólo tenéis que visitar la web del museo


Ricard Canals


Francesc Masriera


Isidre Nonell

Joaquim Vayreda

La mayor sorpresa es que entre las obras de arte del museo (es decir, fuera de la sala de numismática) había vitrinas con monedas. ¡Y qué monedas! Nada más entrar en la sala de arte moderno me encuentro en una vitrina las monedas que se ven abajo: un ducatón y un doble ducatón de Alberto e Isabel, una de 8 reales de Segovia ¡¡e incluso un cincuentín!! (hablaré pronto de ellos en el blog). En una conservación mejorable, eso sí, pero parece que han guardado las mejores piezas para fuera de la sala de numismática. Luego había otras vitrinas con monedas catalanas del siglo XII en la zona del románico y otras del siglo XIV en la zona gótica. Además, había varias vitrinas con medallas, pero eso me gusta menos.

7 Comentarios

  1. Hola Adolfo, siento no haberte podido mandar ninguna información de mi visita al museo por falta de tiempo……..excusas aparte, te ha quedado una entrada magnífica, como ya te comenté la otra vez coincido contigo en que la exposición no está mal pero las piezas no es que sean muy abundantes, el detalle de la poca presencia de visitantes es llamativo pero por desgracia, exceptuando grandes museos como el Louvre por ejemplo, los pocos que he visitado en los últimos tiempo tenían en común la tranquilidad con la que se podían visitar.
    He dejado en mi blog http://www.adriangonzalvez.blogspot.com una entrada sobre mi visita a barcelona con alguna que otra imagen de las piezas de la exposición (por si quisieras verlas).

    P.D.: Agradecería que pusieras mi apellido correctamente (no te preocupes que no es la primera ni la última vez que alguien se confunde) es Gonzalvez.

    Gracias de antemano.

  2. Autor
    Adolfo 8 años hace

    Cambiado. Perdón por la equivocación :)

  3. Torre 8 años hace

    Saludos, solo comentar como lector que el blog es un lujo. Enhorabuena.

    Por otra parte, seguramente es una tontería, siempre me ronda una duda en todo esto: ¿no es relativamente sencillo falsificar monedas medievales, romanas,etc.? ¿ estáis seguros de la cantidad que hay de determinada moneda, y de que, unas manos invisibles, no creen e introduzcan cuando les convenga más piezas en el mercado?

    Gracias.

    • Autor
      Adolfo 8 años hace

      Gracias, me alegro de que te guste el blog.

      Falsificar moneda medieval o romana no es más sencillo que falsificar monedas de otras épocas. Al final es lo de siempre: al ojo novato es fácil engañarle y al ojo experto mucho más complicado, pero hay quien lo consigue.
      Para una moneda de 50 euros no merece la pena trabajarse una gran falsificación capaz de engañar a los más entendidos, no es nada fácil, pero para una moneda de 30.000 sí, por eso al comprar grandes piezas hay que tener la garantía de alguien muy muy experto. Por otra parte, muchos de los tipos de monedas más caras (las caras de verdad) se tienen más o menos controlados todos los ejemplares que existen y los expertos saben quien los tienen. Si aparezco yo con una moneda de la que hay tres ejemplares tengo que tener argumentos muy buenos para que crear que no es una falsificación.

      saludos,
      Adolfo

  4. David 6 años hace

    Hola Adolfo, mi nombre es David. Estado leyendo lo que escribiste referente a las monedas falsas, yo tengo una moneda que según una pagina web donde hice la consulta, la tacharon de falsa …y ahora leyendo este blog creo q lo decían por que podía ser una falsificación de aquella época. por que la moneda es de entonces.. Ya no se si original o falsa.. en concreto es un real de busto de ceca cuenca , su estado es muy buena conservación, si quieres que envíe alguna foto para ayudarme a aclarar mis dudas dime donde y te la envio, te lo agradecería .. muchas gracias por todo

    David Gonzalez

    • Autor
      Adolfo 6 años hace

      Puedes mandarme un par de fotos por mail, pero yo no soy experto en monedas falsas de época.

      De todas formas, las monedas falsas se solían hacer de duros, no de reales… suelen ser fundidas también y rara vez de plata. Así que si es plata casi seguro que no sea falsa de época.

      saludos,
      Adolfo

Pingbacks

  1. […] hermanos de plata de los centenes (sin tardar se dedicará una entrada en el blog a ellos, aunque hace poco que ya se han hablado de ellos). El primero de ellos, en calidad MBC+ se muestra en la parte superior de este párrafo y sale por […]

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*