IX Serie Joyas Numismáticas y otras monedas

IX Serie Joyas Numismáticas y otras monedas

Hace un año dediqué una entrada a la Serie Joyas Numismáticas de la FNMT. Os comenté que me llaman bastante la atención las monedas que representan a otras monedas de siglos anteriores, reinterpretando así un arte pasado. Desde entonces ha habido varias novedades numismáticas en las que se hace honor a la historia de la numismática española. En esta entrada me propongo repasarlas.

Una de esas novedades se emitió el pasado verano (la cité aquí). Se trata de una serie que conmemora los 150 años de la desaparición de los escudos. La serie se compone de cuatro monedas de oro con módulos de 8 escudos (400 euros de facial, 1520 euros de coste), 4 escudos (200 euros de facial, 800 euros de coste), 2 escudos (100 euros de facial, euros de coste) y 1 escudo (50 euros de facial, 332.75 euros de coste). Aquí os las dejo junto con las monedas a las que hacen referencia:

La moneda de 8 escudos hace referencia a la onza madrileña de 1719, que es la primera moneda de 8 escudos con la ceca de la M coronada.

La moneda de 4 escudos hace referencia a la media onza sevillana de Felipe II.

La moneda de 2 escudos hace referencia al doblón segoviano de Felipe III.

Finalmente, la moneda de 1 escudo es la única que se refiere a una pieza de ultramar. Concretamente, al raro escudo de Popayán de 1759.

Además de la anterior serie, la FNMT acaba de emitir la IX Serie Joyas Numismáticas, tal y como adelantaba Numismática Visual (aquí tenéis la Orden Ministerial en el BOE). Se trata de una serie de dos monedas en oro y una en plata, dedicada a las acuñaciones de los Austrias en la Península Ibérica. Los módulos de las monedas son de módulo de 2 escudos (100 euros de facial, 400 euros de coste), 1.24 gramos de oro (20 euros de facial, 75 euros de coste) y 8 reales (10 euros de facial, 66.55 euros de coste).

En este caso hay que tener cuidado porque, al igual que pasaba en otras series de las “Joyas Numismáticas”, el módulo de las monedas no tiene por qué coincidir con el módulo de las monedas que representan. Aquí os las dejo junto con las monedas a las que hacen referencia:

La moneda de 2 escudos se refiere a la onza segoviana de 1632.

La moneda de 1.24 gramos de oro (es más pequeña que un medio escudo) se refiere a los rarísimos 4 escudos segovianos de 1687.

La moneda de 8 reales se refiere a los famosos 8 reales de Zaragoza de 1611.

Ya veis que la FNMT está surtiendo de muy buen material a quienes les guste coleccionar monedas que hacen referencia a otras monedas. Esto es algo que no hacen muchas casas de monedas, bien porque no tengan la tradición numismática que tiene España o porque simplemente no les salga a cuenta comercialmente.

Otras que también han emitido “monedas metalingüísticas” ha sido nuestra ceca hermana de México. Yo tengo constancia de estas dos, dedicadas a conmemorar el establecimiento de la casa de la moneda en México:

1 onza de plata emitida en 1980 para conmemorar el 445 aniversario de la Casa de la Moneda de México. En esta moneda se representan dos piezas. La primera es una moneda de Juana y Carlos (no dan pistas sobre el módulo de la moneda original) acuñada en México. Ya sabéis que esas fueron las primeras monedas acuñadas en esa ceca. La segunda queda incrustada y se trata de una pieza emitida el mismo año en el que se emitió esta onza de plata: 1 peso de Morelos de 1980. Personalmente el diseño no me atrae demasiado, pero me gusta la idea de representar en una moneda la primera y la última pieza emitida en una ceca.

1 onza de plata, México 1980, anverso

1 onza de plata, México, 1980, reverso

Moneda de Juana y Carlos acuñada en México

1 peso de Morelos 1980

1 onza de plata emitida en 2015 para conmemorar el 475 aniversario de la Casa de la Moneda de México. La jugada fue parecida a la anterior: insertar una moneda antigua y una moneda nueva dentro del diseño de esa onza. En este caso la moneda antigua fue una onza colonial, mientras que la moneda nueva es la pieza de 1 kilo de plata que en 2007 dedicaron al calendario azteca. Este caso me parece muy curioso porque la moneda de 1 onza hace referencia a la moneda de 1 kilo, que a su vez hace referencia a otro famoso objeto arqueológico. La onza de plata en su reverso muestra la Casa de la Moneda de México e indica “Antigua Casa de Cortés”, haciendo referencia al hecho más que conocido de que la Casa de la Moneda de México se fundó en unos locales que habían sido propiedad de Hernán Cortés. Aquí os dejo las piezas.

1 onza de plata, México 2015 anverso

1 onza de plata, México, 2015 reverso

Onza colonial

1 kilo plata calendario azteca 2007

Antes de acabar quisiera hacer un par de apuntes más. El primero es que la Casa de la Moneda de Lima también ha emitido una moneda conmemorando el 450 aniversario de su fundación. El segundo es que vi este comentario en Facebook donde Mauricio Sainos se quejaba del coste de las nuevas emisiones de la Casa de la Moneda de México. También hay aficionados que están quejándose del posible alto coste de la moneda de 2 euros conmemorativa de Astérix que va a emitir la Monnaie de Paris (más). Quiero decir con esto que las quejas sobre los precios altos no son solo a la FNMT, sino que los aficionados se los dedican a todas las cecas.

8 Comentarios

  1. Gerardo 4 meses hace

    Viendo la equivalencia que hacen de facial, 1 escudo 50 euros, y una onza 400 euros, suponiendo que sea una equivalencia real, es decir que en poder adquisitivo una onza fueran como 400 euros de ahora, entonces una onza era más o menos como un billete de 500 euros de ahora. Imagino que habría gente que jamás tendría uno entre sus manos.

    • Autor
      Adolfo Ruiz Calleja 4 meses hace

      Hola Gerardo.

      Es muy complicado hacer comparaciones de esa época porque unas cosas han subido mucho más de precio que otras en un periodo tan largo. Si tomamos el aumento del precio de oro como índice de inflación (lo cual es razonable), una onza española vendría a costar ahora unos 800 euros aproximadamente. La gente se moría sin haber visto tanto dinero junto.

      Saludos,
      Adolfo

  2. Numismática Llamas 4 meses hace

    Hola, buenas tardes.
    A mí, desde luego, me encantan las monedas de la serie Joyas Numismáticas que están acuñando la F.N.M.T. Me parecen verdaderas preciosidades que nos trasladan al pasado y, de hecho, me quería comprar la de 100 euros que hace referencia a la onza segoviana de Felipe IV pero es que me parece una exageración los precios. Estamos hablando que la Fábrica las vende como oro de inversión, cuando lo que están haciendo es multiplicar por 2 su valor en oro y eso es lo que me frena y termino no comprándolas. Si bien es cierto que están haciendo un buen trabajo en cuanto a diseños se refiere, no lo es en cuánto a lo poco que se preocupan por poner unos precios acordes. No es normal que salgan a precio de bullion cualquier moneda de otro país y que las de España tengan ese elevadísimo coste. En fin, creo que están haciendo un flaco favor al coleccionista, que cada vez son menos los que quieren comprar este tipo de piezas.

    Un saludo,
    David Llamas

    • Autor
      Adolfo Ruiz Calleja 4 meses hace

      Este es un tema que suele salir cuando se habla de monedas conmemorativas de la FNMT. Estas monedas NO se venden como oro de inversión (como sí hacen otros países), sino como piezas de coleccionismo. En mi opinión, comprar una moneda de estas es como comprar una porcelana o algo así. Es una joya para tenerla quien le guste, no quien pretenda hacer negocio.

      Saludos,
      Adolfo

  3. Numismática Llamas 4 meses hace

    Bueno, realmente Adolfo habría que matizar varios aspectos. En primer lugar, la FNMT lo anuncia “como inversión” con lo cual ellos mismos descartan que sea de colección.
    Por otro lado estoy muy deacuerdo contigo, son joyas o como diría yo “mis pequeñas miniaturas” que tienen un acabado estupendo y es un gozo poder disfrutarlas pero claro, al fin y al cabo, en mi humilde opinión, son monedas modernas que no tienen ese contenido histórico que es lo que más me prima a mí, por todo ello, el precio me parece desorbitado. Estas reflexiones las hago como coleccionista.

    En el plano o visión como comerciante, yo lo único que escucho tanto de clientes y distribuidores, es que se están cargando la afición como continúen con esta política (ojalá no sea así).

    Yo desde luego no las trabajo a excepción de algún cliente que me las encarga. Eso sí, mi padre y yo (que contradictorio con todo lo que he comentado) coleccionamos las de 10 euros y tenemos todos los años incluida la última de este año que precisamente hoy he estado disfrutando.

    Saludos,
    David

  4. Gregorio 4 meses hace

    Gracias Adolfo. Realmente Es una lindísima serie. Cómo coleccionista de monedas de Colombia me pareció que era una oportunidad comprar la de 50 Euros (o 1 escudo de Fdo VI de la ceca de Popayán). Es verdad que son algo costosas bastante por encima del precio del metal. Sin embargo en mi caso lo que me echo para atrás es que a pesar que son lindas me pareció que el escudo (leones y castillos), la corona y las letras no se parecen a la moneda original. Están apenas vagamente definidos y el detalle del troquel escasamente puede compararse al original. Me hubiera gustado algo más cercano al original.

  5. Jose A. 4 meses hace

    Gracias Adolfo por acercarnos estas novedades. Personalmente me han gustado mucho más las anteriores que éstas últimas que nos presentas. Esa “moneda” en un formato pequeño dentro de otra, con un borde tan grande con el año y España, no se, son conmemorativas pero no me dan la sensación de monedas como sí lo hacían las de años anteriores. Un saludo!

  6. Minos 1 mes hace

    Pues yo pagué la novatada, en plan monedas bullion, con la mi primera compra de dos monedicas de uno y dos escudos de esta serie a la FNMT .
    Una y no más, santo Tomás. Ya pagué el IVA en la más pequeña.
    Lección aprendida, el coste es lo que vale.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*