OTROS BLOGS INTERESANTES

Qué barato es coleccionar monedas

Una de las desventajas que más se repiten entre los coleccionistas de monedas sobre su afición es que resulta una afición cara. Quisiera hacer una reflexión sobre ese asunto, abogando que coleccionar monedas no es nada caro, sino todo lo contrario. Es más, yo creo que en el fondo coleccionamos monedas porque son objetos baratos.

Voy a lanzar un par de preguntas al aire para que cada uno la reflexione por su cuenta antes de seguir leyendo la entrada. Primera:  ¿Conoces algún otro tipo de objeto fabricado por el hombre de la misma antigüedad que las monedas que coleccionas y que sea más barato? (evidentemente esta pregunta no tiene sentido para quienes se dediquen a coleccionar moneda actual). Segunda: si todos los objetos fabricados por el hombre de la época que coleccionas costasen lo mismo que una moneda, ¿qué coleccionarías?

Por mi parte, no conozco ningún otro objeto que haya sido fabricado por el hombre hace 2000 años y cuyo precio sea menor que el de un denario común, por poner un ejemplo. Tampoco se me ocurre nada que se haya construido en el siglo XVIII y que cueste menos que un cobre de Carlos IV normalito, por poner otro ejemplo. Es normal: las monedas son los únicos objetos fabricados en metal a tan gran escala durante tantos años y en tantas civilizaciones diferentes. Al ser piezas de metal han podido llegar hasta nuestros días, y al ser fabricadas en gran escala han llegado muchas. Muchas no: muchísimas. Hay una enorme cantidad de monedas antiguas en el mundo, y eso las hace tan baratas.

Pensad en las monedas romanas. Por 20 euros se pueden comprar  antonianos bastante bonitos. Si se exige calidad, pero no que sean ejemplares raros, por menos de 50 euros se tiene una amplia gama de antonianos en EBC. ¿Se os ocurre algún otro ejemplo de objetos romanos que se puedan adquirir por esos precios? Por mi parte, si estuvieran a 50 euros, me hacía una colección de gladius. Algunos pensaréis que me he ido a por las más corrientes, y que vosotros no tenéis ningún interés en Probos, sino en sestercios de Nerón. Suele pasar: a todos nos gusta lo más caro, aunque luego nos quejemos de que es caro. Pero aún así me sigue pareciendo barato. Por 1000 euros se puede elegir entre una amplia gama de sestercios muy buenos ¿qué otro objeto del siglo I bien conservado compro por ese dinero?

Lo mismo pasa con las monedas medievales y modernas. Los cobres de los Austrias o de los Borbones están tirados de precios en conservaciones corrientes. Si vamos a por piezas de plata, tampoco suponen un gran desembolso: por 200 euros tenemos mucho de calidad donde elegir en la edad moderna o en la época medieval cristiana; piezas andalusíes de plata se pueden encontrar muchas por menos de 50 euros. Si por esos precios tuviese una buena pintura del siglo XVII (que ya sabéis que me encantan), os aseguro que no volvería a comprar una moneda en mi vida, puesto que me dedicaría a coleccionar arte.

En cuanto a las de oro, son ejemplares de lujo en su época, usados para pagos internacionales o grandes sumas de dinero. La gente humilde (que eran mayoría) en Roma, en la Edad Media y en buena parte de la Edad Moderna se moría sin ver una moneda de oro. Hoy en día podemos comprar durillos del siglo XVIII por lo que gana un trabajador normal en dos o tres días, mientras que en su época era más o menos el sueldo de dos semanas de un marinero (fuente). No digamos nada de una onza de 8 escudos; la gente ni soñaba con ellas y hoy se pueden adquirir por menos de 1200 euros, que es el sueldo de un mes de mucha gente.

Pero aún incluso si nos pusiéramos a pensar en los mayores lujos que nos podemos dar en la numismática española, y quisiéramos poseer cincuentines, me siguen pareciendo baratos. Hay que pensar que eran monedas de ostentación, de tirada limitadísima y creadas para que las poseyera la alta nobleza. Hoy en día adquirir una puede suponer un desembolso notable (rondando los 15.000/20.000 euros), pero a lo largo de una vida una familia de clase media se lo puede permitir. Esto sería impensable hace pocos siglos.

Como conclusión, quisiera hacer ver que coleccionar monedas no es algo caro si se compara con el coleccionismo de otros objetos arqueológicos o con poseer esos mismos ejemplares hace bastante tiempo. Claro está que las colecciones deben adaptarse a la economía de cada cual, pero para coleccionar no hay que obsesionarse ni hace falta que cada semana nuestra colección tenga tres nuevos ejemplares.

Las dos monedas que ilustran la entrada son mías. Se tratan de medio real de Fernando VI y un antoniano de Probo. Me costaron menos de 30 euros cada una y las compré a comerciantes profesionales.

VN:F [1.9.22_1171]
4.5/5 (11 votos)
Qué barato es coleccionar monedas, 4.5 out of 5 based on 11 ratings
FacebookStumbleUponTuentiTwitterGoogle+Compartir

30 Respuestas a “Qué barato es coleccionar monedas”

  1. LuisNo Gravatar dice:

    Muy interesante entrada, Adolfo, y certera además. Ninguna objeción a lo expuesto en el texto, sólo intentar redondearlo diciendo que el coleccionismo de monedas, aparte de barato por las razones antes expuestas, es una afición que, a diferencia de otras, permite la recuperación de parte (a veces todo) del dinero invertido en ella llegado el momento de abandonarla (venta de las monedas). El resto de aficiones suponen gasto de dinero a cambio de placer, ésta te da placer y a la postre puedes recuperar parte de ese dinero.
    ¿Estuviste ayer en Madrid? creo que te vi en la plaza mayor pero pasaste como una exhalación por donde estaba yo y no me dio tiempo a saludarte.
    Saludos

    VA:F [1.9.22_1171]
    +2 (de 2 votos)
  2. javierNo Gravatar dice:

    Totalmente de acuerdo, Adolfo, gran entrada. Nos quejamos muchas veces del precio, pero en realidad solo son realmente caras las monedas raras o las que están en un estado de conservación muy bueno. Pero realmente hacen falta monedas raras o excepcionales en una colección? Desde luego que no, aunque nos gusten mucho. Los coleccionistas nos alejamos un poco de la realidad cuando nos metemos en este mundillo, pero desde fuera se ve radicalmente distinto. Y pongo un ejemplo ilustrativo: un amigo mio me pido recientemente que valorase unas monedas de su padre, “porque eran muy antiguas, muy grandes y estaban en muy buen estado, así que debian valer un pastón”. Eran 4 monedas de 8 reales de Carlos IV ceca México, en MBC/MBC+. Cuando le dije que entre las 4 debían valer alrededor de unos 200 euros se quedó flipado de que su valor fuese tan bajo…

    VA:F [1.9.22_1171]
    +2 (de 2 votos)
  3. AdolfoNo Gravatar dice:

    @Luis.
    Es cierto lo que dices, pero lo de que parte del dinero de nuestra afición puede volver a nuestros bolsillos en el futuro es consecuencia de que la afición hace comprar objetos físicos no perecederos. Eso mismo se tendría si se compran objetos artísticos en vez de monedas, por ejemplo.

    Y sí, ayer estuve en la Plaza Mayor de Madrid pero solo media hora, por eso iba tan deprisa. Quería ver unas cuantas cosas y por eso fui rápido. No obstante, no fuiste el único que me reconoció: me paró otro lector del blog, que es algo que me suele pasar cuando voy a la Plaza Mayor. ¡No sabéis la ilusión que me hace! Tardaré un tiempo en ir, pero no estaría mal quedar un día con todo aquél que se quiera apuntar.

    @Javier.
    Muy cierto. Cuando alguien que no es aficionado tiene de herencia algunas monedas antiguas se cree que valen una fortuna. Cuando se entera de su precio real suelen disgustarse… y te lo digo yo que todas las semanas me escriben varios que tienen “monedas antiguas muy valiosas”.
    Les cuesta entender que a pesar de que hay una alta demanda por las monedas, al haberse hecho millones de cada tipo (menos las rarezas), en general son muy baratas.

    saludos,
    Adolfo

    VN:F [1.9.22_1171]
    +1 (de 1 voto)
  4. Rafael Domínguez Cedeño.No Gravatar dice:

    Hola Adolfo, yo personalmente llevo coleccionando monedas toda mi vida, y solo puedo decir que llega un momento en el que sueño y todo por tener una buena pieza en mi colección, y no te creas que pido tanto simplemente quisiera tener algún día un bonito “Aureo”, para mi las monedas es mi vida, y por tanto,todas me gustan, las que valen 10 euros y las que valen un millón de euro, pero como tu bien dices cada uno en su vida de coleccionista , coleccionara según sus posibilidades, pero yo la ilución dicha siempre la tendre, un saludo.

    VA:F [1.9.22_1171]
    +2 (de 2 votos)
  5. CornelioNo Gravatar dice:

    Totalmente de acuerdo. Aun así yo añadiría que las monedas son pequeños objetos que caben en cualquier sitio. Aunque los cuadros fueran igual de baratos seguiría sin poder coleccionarlos porqué que en casa no me cabrían más que unos cuantos en el mejor de los casos.

    VA:F [1.9.22_1171]
    +1 (de 1 voto)
    • AdolfoNo Gravatar dice:

      Efectivamente, la ventaja de la “escalabilidad espacial” de una colección de monedas es importante. Ya la apunté como una de las principales ventajas con respecto a coleccionar botellas en miniatura, que es a lo que me dedicaba antes: http://blognumismatico.com/2010/12/02/mi-coleccion-de-botellitas/

      @Rafael, todo se andará. Algún día te puedes pegar al capricho de un áureo. Y si no es ahora, quizá dentro de unos cuantos años. La paciencia es la mejor amiga del coleccionista.

      VN:F [1.9.22_1171]
      +1 (de 1 voto)
  6. Javier SánchezNo Gravatar dice:

    Adolfo, también me he hecho la reflexión que lanzas: parece mentira, por poner un ejemplo, que una moneda de Alfonso VIII de Castilla (años 1158-1214) se pueda comprar por unos 12 Euros. Efectivamente, el hecho de una gran antigüedad no conlleva un altísimo valor económico, dado que en muchos tipos se acuñaron muchísimas monedas. Y de los objetos antiguos que se pueden coleccionar, la moneda no es de lo más caro ni por supuesto lo que más espacio puede ocupar en una casa. Coleccionar ánforas romanas o anclas romanas, o pinturas o esculturas, o libros antiguos, requiere tener una gran casa con mucho espacio, una auténtica mansión que el común de los mortales no poseemos.Por tanto, para mí no es una afición cara, aunque te gastes dinerillo, y se puede guardar bien hasta en un humilde apartamento. Eso sí, la moneda es más bien un objeto pequeñito dentro de los antiguos, a no ser que te pongas a coleccionar pendientes, anillos y bisutería romana o medieval, que no creo sea barato, aunque lo desconozco.

    VA:F [1.9.22_1171]
    +1 (de 1 voto)
  7. Javier SánchezNo Gravatar dice:

    Y en todo caso, la moneda antigua proporciona mejor que otros objetos antiguos una datación aproximada al menos, una realidad política, religiosa, cultural, artística…, y hasta la certeza del lugar donde se fabricó.

    VA:F [1.9.22_1171]
    +1 (de 1 voto)
  8. ManuelNo Gravatar dice:

    Yo deseo discrepar pero no por ser destructivo con la idea de esta entrada, quizá mi perspectiva esté en consonancia con “otro” nivel económico.

    Coleccionar cualquier cosa es caro.

    Y esto de que recuperas las inversión, también depende de a quien le vendas las pocas monedas que te han costado toda una vida reunir.

    Vendí -por necesidad- unas cuantas monedas británicas de oro y vaya, me dieron un ‘pastón’ pero, al intentar recuperar de nuevo las monedas, es decir comprar nuevamente monedas británicas de oro, han cuatriplicado su valor inicial. No es lo mismo comprar que vender y puede haber un 40% de diferencia entre una cosa y otra, aparte de ascenso fuerte del precio del metal.

    VA:F [1.9.22_1171]
    0 (de 2 votos)
  9. J. MirNo Gravatar dice:

    Estoy de acuerdo contigo Adolfo. Sin ir más lejos si repasamos la colección Caballero de las Yndias, tuvo un coste enorme, si alguien se hubiera propuesto adquirirla al completo, no le hubieran bastado los, aproximadamente, 12 millones de euros en la que se remató, y algo que vale 12 millones es algo caro.
    Ahora bien, que valdrían más de 2000 piezas de oro de buen arte en buen estado de conservación de cientos o miles de años de antigüedad en cualquier otra rama del arte o el coleccionismo? Los 12 millones y una barbaridad más.
    De todos modos se percibe, sobretodo en el coleccionismo norteamericano, una tendencia convertir la parte más selecta de la numismática en una afición cara. Hace poco se subastó un sheqel hebreo de bronce por más de un millón de euros y eso, por más que se trate de una pieza única (que no lo era), es un disparate, y sobre todo caro, muy caro.
    En todo caso hay una numismática para cada bolsillo, desde a céntimos de euro a muchos miles la pieza se puede plantear una colección. Esto es indiscutible.

    VA:F [1.9.22_1171]
    +2 (de 2 votos)
  10. MiguelNo Gravatar dice:

    Enhorabuena por la entrada Adolfo. Creo que la reflexión que haces es crucial en el mundo del coleccionismo numismático. Creo que con un módico aporte mensual de dinero a la colección se pueden tener desde dracmas de Alejandro Magno hasta las 2000 Pesetas de Juan Carlos I pasando por todos los períodos históricos. En un período de tiempo mucho más breve de lo que muchos pensamos se puede tener todo un libro de historia que abarque esos 2000 años. Un libro en que las páginas no estén repletas de palabras de entendidos sino de una parte original de la propia historia. Muchas de las monedas que se han comentado en este blog o aparecen a la venta en mercadillos son a veces únicas pruebas de la existencia de ciudades hoy desaparecidas, de acontecimientos cruciales en nuestro devenir de los siglos o simplemente una de las fuentes más fiables para escribir los libros de historia.

    VA:F [1.9.22_1171]
    +2 (de 2 votos)
  11. ManuelNo Gravatar dice:

    Sigo sin estar deacuerdo… tanto en el aspecto físico del objeto como en su valor.

    Que una moneda de un maravedí de Carlos III cueste 100 o 150 euros es una barbaridad ya que realemtne un maravedí, en su momento, fue menos que un céntimo. ¿Y qué compras ahora por un céntimo…?

    Las cosas fabricadas por el ser humano pueden ser caras o baratas pero en todo caso valiosas. Indemendientemente de lo que paguemos por ellas son lo que son, no en balde el precio lo ponemos nosotros…

    VA:F [1.9.22_1171]
    +1 (de 3 votos)
  12. AdolfoNo Gravatar dice:

    @Mir, la colección Caballero se remató en 14 millones. Pero tienes toda la razón: si la comparamos con una colección de pintura de semejante importancia los 14 millones no darían ni para empezar.
    Y sí, ya os comenté la alegría que me llevé en Inglaterra por dos peniques: http://blognumismatico.com/2011/10/17/mi-primera-alegria-en-el-reino-unido/

    @Miguel, plenamente de acuerdo. La numismática nos permite tener en casa documentos originales que se usaron hace 2000 años para, por ejemplo, conmemorar una batalla. Dificilmente lo podríamos hacer si no fuese con monedas.

    @Manuel, me alegra muchísimo que alguien discrepe. Cuando hice la encuesta todo el mundo se quejaba de que era muy caro coleccionar monedas y ahora parece que he convencido a todos de un plumazo.
    Hay una regla que dice que si vendes por necesidad pierdes por obligación. Así que no me extraña nada que si tuviste que vender rápido unas cuantas monedas hayas perdido dinero al intentar recuperarlas. Así es el asunto.
    En época de Carlos III un jornalero venía a ganar en torno a un real al día, así que un maravedí sería aproximadamente el precio del trabajo de un obrero durante una hora. Unos 10 euros a día de hoy. Por 10 euros hoy tienes una amplia gama de maravedís donde elegir. Eso sí, si quieres un ejemplar que apenas haya circulado y que conserve parte de brillo original 240 años después de haber sido acuñado… pues es normal que sea caro. Al fin y al cabo son las monedas que más circulaban entre el pueblo llano.

    Un saludo,
    Adolfo

    VN:F [1.9.22_1171]
    +2 (de 2 votos)
  13. Jose LuisNo Gravatar dice:

    Totalmente de acuerdo con todos,pero me decanto por que coleccionar es caro…relativamente.Desde luego que se pueden tener piezas en distintas calidades,el caso es tenerlas.Pero cuando llevas unos años y te especializas y te haces conocedor de las piezas exactas que quieres,empiezas a invertir mas medios en conseguir buenas conservaciones y,logicamente,las piezas que te van faltando,que van siendo las mas caras y escasas.Pero las tienes que tener!En mi caso,eso no me preocupa;colecciono monedas de los estados alemanes anteriores a 1871.Puede que mi bisnieto consiga completarla.Un saludo a tod@s.

    VA:F [1.9.22_1171]
    0 (de 0 votos)
  14. Jose LuisNo Gravatar dice:

    Por cierto,respecto a una teorica recuperacion del valor de lo invertido en tu coleccion de monedas,os contare algo:Hace muchos años,cuando me planteee seriamente coleccionar monedas de cierto valor,hice una prueba en la plaza mayor;compre varias onzas de plata mexicanas en calidad proof.Crucë la plaza y me dirigi a otro puesto a venderlas.No me ofrecian ni el 30% de lo que acababa de pagar!Salvando el legitimo derecho del beneficio del que compra,eran piezas de un cierto valor establecido por…Quien?Catalogos?Mercado?O un señor que me daba esa miseria porque segun el”No me interesan,no las necesito y si las quiere vender es lo que le doy”Lo malo es que me paso en varios puestos a los que me acerquê.El mercado numismatico,salvo excepciones conocidas,fluctua sin control y no creo que sea facil compensar el dinero y esfuerzo que se necesita para conseguir tu coleccion.Sed buenos.

    VA:F [1.9.22_1171]
    +3 (de 3 votos)
    • AdolfoNo Gravatar dice:

      Yo ya he dicho varias veces que es difícil que un particular gane dinero coleccionando monedas, coleccione lo que coleccione. La razón es que hay unas cargas de compra-venta, tanto si lo hacen profesionales como si son casas de subastas, que hacen muy difícil que pueda haber un beneficio.
      Por ir a vender a la Plaza Mayor, no hace falta más que recordar el reportaje aquel de Telecinco que ya comentamos en el blog y se armó la marimorena. Como siempre, los hay honrados y los hay que son unos chorizos, pero te será complicado que te den más de la mitad de lo que ellos vayan a sacar.
      Pero a lo que se refería Luis es que si tienes 1000 euros y te los gastas en monedas, las analizas, las estudias, las disfrutas… y al cabo de 10 años las vendes te darán algo por ella. “Algo” puede ser 100, 300, 500, 1000 o 2000. Pero si te lo has gastado en jugar al golf no sacarás nada.

      saludos,
      Adolfo

      VN:F [1.9.22_1171]
      +5 (de 5 votos)
  15. LuisNo Gravatar dice:

    Jose Luis, el mercado no es que fluctúe sin control; las monedas tienen un valor más o menos reconocido según su conservación y rareza. Lo que pasa es que a la hora de vender no todo el mundo puede conseguir que le paguen ese valor. Así un coleccionista que va a la plaza mayor, cómodamente, a la doce de la mañana, a vender lo que le sobra en la colección (normalmente con poca o muy poca salida comercial) conseguirá un precio menor que el mismo coleccionista si trae algo más selecto, de lo que se vende rápido. Igualmente la casa de subastas de Suiza, más glamurosa, hace efectivo ese glamour vendiendo más caro que la de Madrid y ésta a su vez vende más caro que el puesto de la plaza mayor. ¿En algún momento hay una estafa?, pues a mi juicio, y salvando casos flagrantes tipo el dichoso documental de Adolfo (con el que sigo sin estar de acuerdo, pero eso es otro tema), no.
    “Pero a lo que se refería Luis es que si tienes 1000 euros y te los gastas en monedas, las analizas, las estudias, las disfrutas… y al cabo de 10 años las vendes te darán algo por ella. “Algo” puede ser 100, 300, 500, 1000 o 2000. Pero si te lo has gastado en jugar al golf no sacarás nada.”
    Evidentemente es eso lo que quería decir.

    VA:F [1.9.22_1171]
    +1 (de 1 voto)
  16. AntonioNo Gravatar dice:

    Pienso que no se puede comparar una moneda con otra obra de arte, como un cuadro.

    Un cuadro es una pieza única, mientras que una moneda es un objeto realizado en serie.

    Luego hay que valorar la autoría de cada pieza. Los grabadores de moneda no son artistas reconocidos mundialmente, estudiados en las escuelas, etc. Sin embargo, cualquier chaval al menos ha oido alguna vez hablar de Picasso, Leonardo, Goya, etc.

    Además, mi concepción de caro o barato no va en función de la comparación con otros bienes, sino con el poder adquisitivo. Para el ruso aquel que se pagó de su bolsillo un viaje espacial, seguro que coleccionar monedas es baratísimo. Pero ahora pongamos un ejemplo nada descabellado: el de un español medio, que gana unos 1000 euros al mes, y tiene una hipoteca, pongamos de 500 euros, y gasta unos 400 euros en gastos (comida, coche, material escolar si tiene hijos, luz, gas, agua, etc). Le quedan 100 euros cada mes.

    Entonces lee blogs y foros donde dicen que es preferible calidad a cantidad. Comprende que es verdad y que tiene que buscar piezas en mínimo en EBC+. Entonces se plantea si es barata una onza de oro de Carlos IV. Busca precios y comprueba que un ejemplar en buena conservación, como ha leido que es recomendable, cuesta unos 2000 €, es decir, casi 2 años ahorrando. Seguro que a ese español medio una onza le parece cara, por mucho que le digan que no. No es inalcanzable, pero tampoco es barata. Y estamos hablando de una pieza fabricada en serie en una fábrica, no de una pieza única fabricada a mano por un artista universalmente reconocido.

    VA:F [1.9.22_1171]
    +6 (de 6 votos)
    • AdolfoNo Gravatar dice:

      Antonio, lo que tú planteas es el mismo problema pero desde otro punto de vista. El tuyo es el que solemos tener los coleccionistas y no te falta razón. En la entrada he dado otro punto de vista para hacer reflexionar a la gente, abrir el debate y así aprender todos.
      Una argumentación como la tuya la estaba esperando y menos mal que al final ha llegado :)

      Evidentemente no se puede comparar una moneda con una obra de arte única. Las moneds se hicieron en serie y en enorme abundancia, de ahí que sean tan baratas. Pero fíjate que si queremos otros objetos arqueológicos que se fabricaron en serie (pero más limitadas) nos costarían un ojo de la cara. Por ejemplo, estaría bien chulo tener en casa una espada medieval, un mosquete del siglo XVII o un busto de bronce de Cesar Augusto. También se fabricaron en serie por artesanos desconocidos, pero su precio es muchísimo mayor que unas monedas.

      Lo de que sea siempre preferible la calidad a la cantidad no estoy del todo de acuerdo. Como regla general está bien, pero no siempre es así. Si una persona cobra 1000 euros al mes no es razonable que se plantee coleccionar onzas. Que coleccione cobres o platas baratas, que no por ello va a ser peor numismático. Pero aún en el caso de que quiera coleccionar onzas (no todas valen 2000 euros en EBC+) podrías comparar los 2 años que le cuesta ahorrar para hacerse con una con el tiempo necesario que supondría a un trabajador medio en la época de Carlos IV. Te aseguro que la inmensa mayoría de la gente hubiera cambiado su herencia por una onza de oro.

      VN:F [1.9.22_1171]
      +2 (de 2 votos)
  17. Antonio AlbasitNo Gravatar dice:

    Totalmente de acuerdo con los dos posturas, creo que el nivel adquisitivo de cada uno siempre marcará si es o no más cara una pieza o más asequible, no solo para la numismatica sino para cualquier otro bien u objeto que se quiera adquirir, al margen si estamos hablando de antiguedades.
    Cierto es que que podemos adquirir monedas, ya sea cobre o plata a precios, vamos a llamarlos razonables, porque como dice Adolfo hay millones de ellas, pero también es cierto que existen precios algo desproporcionados, por aquello que todos asumimos y entedemos que existe el “cara” que siempre intenta aprovecharse del que es un novato, o simplemente porque intenta colarla, y esto ha dado lugar a que muchos saquen su picaresca, todo el mundo quiere sacar beneficio, de ahí que la mayoría de los comerciantes sobrevaloren las piezas sobre el que verdaderamente es (por eso Manuel un maravedí puede valer lo que referías).
    Por ello Adolfo, yo me pregunto en tu entrada, ¿son los precios de la numismática los acordes o razonables a los precios de mercado, ya sea oro, plata o cobre? (claro está, con su añadido histórico, estado de la pieza … etc.), porque muchas de las cosas que suceden en nuestro pais y por supuesto en la numismatica están reflejadas ya desde el siglo XVI, recordaís el pasaje del Lazarillo de Tormes, cuando el ciego le decía, Lazaro me estás engañando, contestando no mi amo, ¿como dice eso?, sí Lazaro me engañas, porque hemos acordado comer las uvas de una en una y yo las estoy comiendo de dos en dos y no me has dicho nada.
    Casi quinientos años después, seguimos igual.

    P.D. No he comprado nunca monedas en Madrid, iré a finales de este mes, aprovecho esta entrada por si me podeis sugerir donde ver piezas de plata de Fernando VII de confianza, eso sí, que no se vayan de precio.

    Un saludo a todos

    VA:F [1.9.22_1171]
    +1 (de 1 voto)
    • AdolfoNo Gravatar dice:

      La verdad es que no entiendo muy bien la pregunta. Las monedas tienen los precios que tienen, y aunque son precios bastante volátiles en muchos casos (no en otros) tienen una base fija y es muy difícil que una entidad pueda interferir en ellos. Es decir, si un fondo de inversión grande quiere que las acciones de la empresa X suban dos euros de un día para otro, lo consigue; pero no podría hacer lo mismo con los duros de plata, por poner un ejemplo.

      Ese pasaje del Lazarillo es magnífico, mi favorito de la novela sin lugar a dudas. Uno de los pasajes que más me gustan de la literatura española. Y estoy pensando que me vendría muy bien para una entrada…

      saludos,
      Adolfo

      VN:F [1.9.22_1171]
      +1 (de 1 voto)
  18. TopoNo Gravatar dice:

    Cuanta razon tiene usted em esto dom adolfo. Colecionar moedas es muy barato si se tiene um criterio proprio. Si se precisa del de otros ya es otra cuestion.
    Eso sim tenga cuidado con los antoninianos de vinte euros y mas aun con los ebc de cualquier precio.
    Gracias.

    VA:F [1.9.22_1171]
    0 (de 0 votos)
  19. AndresNo Gravatar dice:

    Aunque apenas llevo unos meses dedicándome en serio a coleccionar monedas, me siento muy orgulloso de mi colección, por supuesto hay un componente sentimental porque empecé con unas monedas de mi abuelo y otras de mis padres. Desde el momento que decidí interesarme en la Numismática, sabía que no me iba a volver rico, y que probablemente no podría llenar mi colección de dracmas,estáteras,óbolos, sestercios etc.Sin embargo tengo piezas bonitas e interesantes de mi país en muy buen estado y de otros países que estoy empezando a catalogar y que en un futuro espero poder compartir las imágenes y mi valoración para que ustedes me puedan decir si voy bien o no.
    Estoy de acuerdo completamente en que no es algo costoso, siempre y cuando uno sepa pararse bien y entender la situación económica en la que esta, y comprenda sus límites. Por lo que he podido conocer hasta ahora en la Numismática hay para todos los gustos y todos los bolsillos.
    Aprovecho para saludar a Adolfo y a los demás miembros del blog, pues es mi primer comentario, y aunque ya llevo tiempo leyéndolo no me había atrevido a escribir por miedo a estar diciendo tonterías(Si las estoy diciendo me avisan por favor¡¡¡¡)

    VA:F [1.9.22_1171]
    +1 (de 1 voto)
    • AdolfoNo Gravatar dice:

      De tonterías nada!!!

      Muchas gracias por la aportación y bienvenido al blog. Espero contar contigo como comentarista a partir de ahora.

      Un saludo,
      Adolfo

      VN:F [1.9.22_1171]
      +1 (de 1 voto)
  20. AndresNo Gravatar dice:

    Así será. Tratare de entrar al blog todos los días, en los momentos de tregua que da el trabajo¡¡

    VA:F [1.9.22_1171]
    0 (de 0 votos)
  21. BrunoNo Gravatar dice:

    Discrepo en la concepcion de tu idea. Es caro o barato como todo, segun contra que lo compares. Si vemos los ejemplos de mas arriba, donde una moneda de 1000 años se consigue por 10 Euros y lo comparamos con hobbys del arte, siempre va a ser barata la numismatica. Ahora, por ejemplo, aqui en Argenina, este hobby ha crecido muchisimo en los ultimos años, y una moneda de apenas 100 años de antiguedad, en un estado respetable (entre MB y EB) de 1 o 2 centavos (pequeñas monedas de cobre, pertenecientes a la union monetaria latina) no bajan bajo ningun punto de vista (incluso el año mas facil) de los 18 Euros, ni que hablar de un año intermedio dificil o verdaderamente dificil con estado SC. Y si comparamos este hobby con otros como la filatelia, notafilia, memorabilia, coleccionar figuritas antiguas, etc, etc, (en vez de comparar con objetos de arte), y siempre comparando piezas de igual antiguedad!, aqui se vuelve un hobby caro. Insisto, es segun contra que comparemos. Desde mi punto de vista, no me parece un hobby barato (son pocos los que son asi), si me parece un hobby accesible para la clase media. Saludos.

    VA:F [1.9.22_1171]
    +1 (de 1 voto)
  22. PaoloNo Gravatar dice:

    Hola Adolfo,
    Hace algunos meses que leo tu blog y te felicito porque es una gran ayuda para coleccionistas que a veces navegamos solos en ciudades tan distantes y con pocos numismáticos como Tacna, Perú.

    Sobre lo que has escrito, pues pienso dos cosas, cuando se comienza -ya llevo unos 12 años metido en las monedas y billetes- pues es más sencillo y barato porque vas echando mano a las más comunes y fáciles de coleccionar. Sin embargo cuando vas especializándote y llenando huecos te das cuenta que vas invirtiendo mucho más dinero del que pensabas en un inicio. Eso me ha pasado con las columnarias, que a pesar que las hacian en Lima o Potosí, que estan a 18 horas de viaje de donde vivo, cuestan unos $300.00 en ESC como mínimo. En Perú el sueldo mínimo ronda los $250. Afortunadamente mi sueldo me permite un poco más, pero para el común denominador de las personas es caro.

    Creo que entre los coleccionismos comunes, la numismática es una afición cara. Pero compararla con las especializadas como el arte o antiguedades de otro tipo pues resulta siendo barato, depende del ojo con que se mire.

    Saludos y ojala escribas algun artículo sobre las monedas acuñadas en Potosi. La ciudad donde vivo fue sede de las Cajas Reales, y una de las rutas hacia Arica para el embarco de la plata y monedas al Callao y de ahí a España si es que no los pillaban los piratas.

    Saludos

    Paolo Quenta

    VA:F [1.9.22_1171]
    +1 (de 1 voto)
  23. PaoloNo Gravatar dice:

    Perdón, unos $300 como mínimo en estado MBC. Aquí usamos más la nomenclatura del Krausse. xD

    VA:F [1.9.22_1171]
    0 (de 0 votos)
  24. AdolfoNo Gravatar dice:

    Paolo, bienvenido al blog. Siendo un coleccionista peruano seguro que puedes hacer aportaciones muy interesantes con tus comentarios.

    Ciertamente la entrada estaba centrada en el público español, aunque buena parte de las reflexiones se podrían extender a otros países europeos. En Perú los salarios son bastante más bajos y eso hace que, proporcionalmente, las monedas sean más caras. No obstante, la idea sigue siendo la misma: alguien se puede hacer con una colección interesante, desde el punto de vista histórico, por $5/mes. Si no se puede comprar un colmnario, pues que no se lo compre (o que ahorre para hacerse con uno dentro de un par de años), pero alguien puede tener una colección de monedas sin llegar a gastarse $300 en una pieza.

    saludos,
    Adolfo

    VN:F [1.9.22_1171]
    +1 (de 1 voto)

Deja un comentario