Regalar monedas

Regalar monedas

La Navidad es una época entrañable en la que la tradición católica ha abierto la puerta al consumismo más salvaje. Hay que regalar cosas a los amigos, familiares y allegados para demostrar lo mucho que les queremos. No importa qué les regalemos, la cuestión es habernos gastado dinero pensando en ellos, que es de los actos más bonitos que se pueden hacer hoy en día. Resulta que de entre todos los que en estas fechas hacen regalos de Navidad hay algunos que regalan monedas, que me parece a mí que puede ser un regalo socorrido (se lo puedes regalar a casi todo el mundo) y bastante original (muy poca gente las regala).

Las monedas pueden ser un regalo muy didáctico para niños. Ya he comentado lo interesante que veo la numismática para los benjamines de la familia; si se les regala un pequeño álbum de monedas y un puñado de unas 300 piezas variadas de todo el mundo, el lote puede andar por los 20 o 30 euros. Después tendremos un enorme «trabajo» de clasificación de las monedas por países, de enterarnos dónde están esos países, qué animales o plantas aparecen en ellas… mucho tiempo que se puede compartir con los niños con un juguete educativo low-cost. Si al muchacho le motiva más adelante se le puede regalar otro puñado de monedas ¿por qué no?

Un regalo más pensado para adultos sería regalar Bullion, como el año pasado recomendaba Krugerrand. No obstante, a mí no me resulta un regalo muy apropiado. Por un lado porque no me llaman nada las monedas actuales de metales nobles y por otro porque creo que los precios de los metales nobles están muy altos ahora y no saldría nada barato el regalo.

En ese aspecto creo que sería más adecuado regalar una moneda antigua de plata, mejor aún si es de módulo grande, porque suelen ser más vistosas para quienes no son coleccionistas natos. Si la persona a la que se regala la pieza es aficionado a la historia o le gusta un periodo determinado por alguna razón se le puede regalar una pieza de ese periodo. Por ejemplo, si resulta que le gusta el Western, aunque no le llame nada la numismática, un Mongan Dollar como el que se muestra abajo sería un regalo barato y que seguramente le hiciese gracia.

Por último, y por raro que parezca, no recomendaría regalar una moneda a un coleccionista. Esto se debe a que una colección es algo muy particular y nadie sabe mejor que el propio coleccionista qué le falta o qué le interesaría tener. Si esa falta es una moneda barata y fácil de conseguir entonces lo normal es que el coleccionista ya se haya hecho con ella; por eso, regalar una pieza que le falte a un aficionado no suele ser ni fácil ni barato. En mi opinión, si se quiere hacer un buen regalo a cualquier coleccionista lo mejor es incrementar su biblioteca: seguramente hay algún manual que no sea muy caro y que todavía no tenga. A cualquiera que le guste la numismática le encantará como regalo un manual sobre monedas, aunque sea de periodos que él no coleccione o por los que todavía no se haya interesado. En este blog ya han aparecido unos cuantos pero hay muchos más que son del interés de cualquier aficionado.

8 Comentarios

  1. David 9 años hace

    Juas, no lo había pensado pero con las carreras que esta habiendo ultimamente tras la plata, regalar alguna moneda bonita de 12€ habría sido un detalle interesante, o incluso la moneda de 20€ del mundial para los futboleros.
    Ya se que tu no eres demasiado de conmemorativas actuales, pero creo que para regalar a alguien que no «entiende», es mejor una moneda actual.

    Un saludo.

    • Autor
      Adolfo 9 años hace

      Bueno, dentro de lo malo no son monedas muy caras y puedes quedar bien. Además, si no le gustan se pueden entender como un «cheque al portador» que se cambia en el Banco de España.

      Tomándolo como una moneda ¿No crees que luciría más un duro de plata? Por 20 euros puedes hacerte con un duro bonito de algún año sencillo (1888, 1891, 1898…)

  2. David 9 años hace

    El tema es el destinatario del regalo.
    Realmente me imagino a mi regalando a mi hermano o a un compañero de curro un duro de plata del siglo XIX en su cumpleaños y puedo preveer caras desconcierto y hasta descojone en las semanas posteriores del tipo: «El tio va y le regala una moneda gorda con un bebe (o un niño) en el anverso… Y la moneda estaba arañada!!!!» XDDDD

    Se que para ti el valor de una moneda antigua no es equiparable y aporta un plus (Historia, valor de la plata que contiene, rareza…), pero regalar una moneda como esa a gente que no conoce ni tiene interes en la numismatica en absoluto puede pasar de ser «un regalo interesante» a «un regalo extravagante»…
    Todo eso, ya sabes, EMMO.
    Un saludo y feliz año.

  3. Ruben Lopez-Cortes 9 años hace

    Yo creo que te olvidas de una tercera opción que me ha caído a mí este día de reyes: el vale! Tan usado durante nuestra historia monetaria.

    Al que le guste la numismática y se le quiera hacer un regalo pero, como bien apuntaste en tu entrada, no se sepa como hacerlo, se le puede ofrecer un vale a canjear en x mercadillo o similar.

    Gracioso, pues no te lo esperas.
    Útil, pues se regala una pieza y será un buen regalo.
    Original, mejor prepara dos huecos, uno para la pieza y otra para el vale, quién dice que no puede ir donde otros billetes!

  4. David 9 años hace

    Juas, lo del vale no lo habia pensado.
    Dado el (al parecer) dudoso interes de mis familiares y amigos por regalarme algo que de verdad me sea util y llamativo (Regalar un pack de DVDs teniendo seriesyonkis es una buena idea????XD) creo que el tema del vale o, directamente regalarme una conmemorativa de plata esta subiendo puestos en mi escala de valoración…

  5. Anacleto 9 años hace

    No considero que los metales preciosos tengan un precio muy alto en la actualidad. Lo que es una barbaridad es el valor que se atribuye a unos papelitos de colores sin ningún valor intrínseco -llamados también billetes de curso legal- que no son dinero real, sino dinero fiat.

    La plata contenida en una moneda de 12 € tiene un valor de mercado de, aproximadamente, 12 €.

    Mientras que un billete de 500 € tiene un coste de impresión de menos de 20 céntimos de euro. Este tipo de dinero fiat tan sólo tiene valor porque se lo atribuye la legislación; no es más que dinero-deuda, sin que tenga ningún valor intrínseco.

    Por cierto, la plata debería subir más de un 60% para llegar a su máximo histórico de 1980 en dólares de EE.UU, sin tener en cuenta ni la inflación ni el desplome de la capacidad de adquisición de la divisa desde entonces.
    Es dinero-deuda

  6. David 9 años hace

    Humm…
    El tema de la plata esta originando muchas carreras en los ultimos meses, y daría para un post por si solo.

    Hasta he visto particulares vendiendo monedas de 2000 ptas a 20 euros, aunque creo que es un precio totalmente exagerado hoy por hoy, y es fruto de la falta de información por su parte.
    Ven un par de foros hablando de la plata y ya se piensan que tienen entre manos un doblón de oro…
    Personalmente creo, como ya ha puesto alguna vez Adolfo aqui, que es mejor no comprar monedas «en caliente», siguiendo modas y expectativas.

    Dicho eso, obvia decir que tengo algunas monedas de plata y reconozco que algunas piezas son bastante bonitas. (Otras no, otras parecen diseñadas feas a conciencia…) XD

    Un saludo.

    • Autor
      Adolfo 9 años hace

      Yo vuelvo a repetir que no soy ningún experto en la materia, pero en mi opinión los metales preciosos (y las materias primas en general) están caras actualmente. Yo creo que esto es debido a que actualmente hay mucho miedo en los mercados, muchísima incertidumbre, y los bienes materiales (o las acciones sobre bienes materiales) dan una seguridad que no dan las empresas ni las divisas actualmente. En mi opinión esto no deja de ser algo irreal puesto que el precio de los bienes materiales no está sujeto y también es muy volátil.

      Ahora puedes comprar diez kilos de oro y venderlos dentro de X meses por un porcentaje más. Puede que te salga bien… o puede que te salga mal, no deja de ser especular, con todas las consecuencias. Si alguien me pregunta ahora qué hacer con 50.000 euros: comprar oro y plata o comprar ETFs europeos y americanos yo lo tendría muy claro. Puede que me equivoque, pero a largo plazo esa sería mi apuesta.

      saludos,
      Adolfo

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*